25 ene. 2019

Grandes estrellas mexicanas, que fueron en busca del sueño hípico americano.

Noticias Internacionales. Estados Unidos.  Kukulkan, la serpiente emplumada de la hípica mexicana, pondrá en juego el próximo sábado su invicto al participar en el Clásico la Copa Mundial Pegasus 2019, donde se enfrentará a los mejores ejemplares de los Estados Unidos, una prueba de alto nivel donde esta en juego 9 millones de dólares a distribuirse.
Kukulkan, el triple coronado de la cuadra San jorge, caballo del Año de la hípica mexicana y ganador del Clásico Internacional del Caribe, desea enseñar el camino y demostrar que los ejemplares criados en México, tienen calidad y pueden competir con lo mejor a nivel mundial.
Sin lugar a dudas, será una prueba, donde el ejemplar deberá esforzarse al máximo y demostrar de que esta hecho los caballos criados en México.
A través de la historia de la hípica mexicana, diversos ejemplares de gran renombre han cruzado la frontera, para ir en busca del sueño hípico americano, nombres como Gran Zar, ganador de la triple corona de la hípica mexicana, ganador del Handicap de las Américas en dos ocasiones y segundo en el Clásico Internacional del Caribe, partió a los Estados Unidos en 1980 para hacer campaña.
Otro ejemplar triple coronado, que gano el Clásico Internacional del Caribe y fue excepcional como tresañero es Pikotazo, el cual participo en competencias de alto nivel en los Estados Unidos.
Asimismo, podemos citar a Habano, un ejemplar honor, que en la hípica mexicana siempre estuvo en busca de la victoria, también probo suerte en competencias en los Estados Unidos.
El Villano, ganador del Handicap de las Américas en dos ocasiones y excepcional ejemplar, también viajo a los Estados Unidos a probar suerte.
Voy Por Uno, ganador del Clásico Internacional del Caribe, fue un ejemplar que nació con estrella, querido por la afición hípica mexicana, también dio el salto y cruzo la frontera para participar en los ovalos de los Estados Unidos.
Izmir, otro corredor de gran nivel que brillo con luz propia en el Ovalo sotelino, después de haber ganado el Hándicap de las Américas, va en busca del sueño hípico americano en 1976.
Lassarre, un ejemplar que siempre busco vestirse de gloria, pero tenia grandes rivales en la hípica mexicana en su generación, viajo a los Estados unidos a probar suerte.
Bingo II, el ejemplar de la cuadra Georgina, ganador del Handicap de las Américas, en 1976 cruzo el río bravo para participar en diversas competencias en los Estados Unidos.
Angel Savage, la estrella de la cuadra Gacela, después de caer vencida en el futurity Mexicana, ya como tresañera, tuvo campaña en los Estados Unidos en 1983.
Green Pace, el consentido de la cuadra Chaval, después de demostrar sus encantos como dosañero e iniciar con buenos augurios su actividad como tresañero, es embarcado a los Estados Unidos hacer campaña en 1987.
Parallax de la cuadra G.L., también probo suerte en las pistas de los Estados Unidos en 1991.
Gaspacho el representante del Rancho El Picayo, al cierre del Ovalo Sotelino, viajo a los Estados Unidos a seguir corriendo en las pistas de la unión americana.
En 1987 Rusia, propiedad de Justo F. Fernández probó suerte en los Estados Unidos.
Otro ejemplar que no podemos olvidar es Passer, que como tresañero partió a los Estados Unidos y prácticamente como corredor se mantuvo haciendo campaña hasta 1990, defendía las sedas de la cuadra Gacela.
In Bold, fue otro ejemplar que partió a los Estados Unidos y logro diversas competencias, no clasiqueras, pero fue un digno representante de la cría mexicana. Estuvo en diversos ovalos de la Unión americana desde 1988 hasta 1992, en México defendió los colores de la cuadra Ferluz.
Y no podemos olvidarnos de Rusia la consentida de la Cuadra Las Animas, una gran velocista que fue en busca del sueño hípico americano.
Ahora le toca su turna a Kukulkan y veremos que puede hacer ante un grupo de alta calidad en el Pegasus World Cup 2019.

Cabe mencionar, que la lista de ejemplares que se mencionan y participaron en los Estados Unidos, puede ser que no incluyen a todos aquellos que culminaron sus días como corredor mostrando la calidad de los ejemplares criados en México. De antemano una disculpa.

2 comentarios:

Anónimo dijo...

Error muy grave llevar a Kukulcán a correr está carrera lo más probable es que salga lastimado y peor aún descorazonado. Si querrían llevarlo a ser campaña a Estados Unidos debieron llevarlo poco a poco, no hecharte a los lobos a la primera de cambio. Es mejor ser cabeza de ratón que cola de León

Unknown dijo...

Para mi fue un acierto a pesar del resultado, ya que no todos los días invitan a un caballo mexicano a este tipo de carreras, creo que le falto malicia a su jockey para acomodarlo en un buen sitio en la arrancada y arriesgar mas, no esperaba que ganara pero de que tiene mas nivel del mostrado lo tiene.